¿Qué sucede a las 37 semanas de embarazo?

Cada semana que pasa, es una semana menos para el día del parto, lo que significa que podrás cargar a tu bebé. Si deseas saber qué pasará en las 37 semanas de embarazo, este artículo podría ser de tu interés. A continuación podrás descubrir cómo se va desarrollando tu bebé en esta etapa, así como los cambios que podrías experimentar.

Desarrollo del bebé a las 37 semanas de embarazo

Tu bebé sigue desarrollándose con el pasar de los días, pues se está preparando para su llegada al mundo. Es por ello que, durante las últimas semanas dentro de tu útero, sus órganos continúan madurando para poder funcionar correctamente tras su nacimiento.

Tamaño y peso

Para las 37 semanas de embarazo, tu bebé podría llegar a medir entre 48 a 50 centímetros de largo, desde la coronilla hasta sus pequeños talones. Por su parte, también ha continuado ganando peso, por lo cual, estaría pesando entre 2,7 kilogramos a 3 kilos.

Cambios físicos

A estas alturas, tu bebé ya luce como cualquier bebé recién nacido. Su cuerpo está más torneado y rosado, pues ha ido acumulando grasa durante todo este tiempo. Asimismo, el llamado ‘lanudo’ que recubría todo su cuerpecito, está desapareciendo.

No obstante, esto no resulta nada peligroso, sino al contrario, beneficioso, pues le aporta proteínas. En cuanto al vérmix caseoso, también está siendo absorbido por la piel de tu bebé y desapareciendo poco a poco. Quizá te estés preguntando si tu pequeño ya tiene pelo, y la respuesta es relativa.

La 37 semana de embarazo

Mientras que a las 37 semanas de embarazo algunos bebés ya tienen pelo, otros apenas y cuentan con un vello muy fino. Pero descuida, esto es completamente normal, pues cada bebé se desarrolla de forma distinta. Eso sí, el vello fino de las cejas y pestañas ya ha salido para esta etapa.

Desarrollo del organismo

Para las 37 semanas de embarazo tu bebé ya estará listo para sobrevivir en el exterior. Y es que para esta semana de gestación, todos sus órganos están desarrollados por completo. Sin embargo, los médicos consideran que para esta etapa, el bebé aún no está a término.

Esto se debe a que, a pesar de la madurez de sus órganos, es preferible que el bebé gane un poco más de peso. Otro factor importante es que a las 37 semanas de embarazo, tanto los pulmones como el cerebro del bebé aún no han madurado lo suficiente. Por esta razón, la mayoría de doctores prefieren que los partos se lleven a cabo a las 40 semanas.

¿Qué hará mi bebé a las 37 semanas de embarazo?

Al llegar a las 37 semanas de embarazo, es muy probable que tu bebé ya se haya girado por completo para encajarse. Esto quiere decir que está preparado para bajar por el canal del parto cuando llegue el momento. No obstante, no todos los bebés lo hacen, siendo necesarias, en algunos casos, las cesáreas.

¿Qué cambios notaré en mi cuerpo durante las 37 semanas de embarazo?

Debido a que el bebé se ha encajado, quizá notes que puedes respirar un poco mejor. Esto, a causa de que ahora tu bebé se encuentra situado más en la parte baja. Por lo tanto, tal vez sientas ganas de orinar con más frecuencia.

Asimismo, para las 37 semanas de embarazo podrás percatarte que las contracciones de Braxton Hicks se hacen cada vez más frecuentes. También podrías notar algunas manchas rosadas o marrones en tu ropa interior. Eso es porque estás expulsando el tapón mucoso. Sin embargo, ante cualquier inquietud, consulta con tu médico.

En fin, disfruta de esta etapa al máximo y procura descansar, pues pronto llegará el día del parto. Esto significa que pronto también podrás cargar a tu bebé, así que ve preparando todo lo necesario para darle la bienvenida.

5 (100%) 1 vote[s]

Mujer Embarazada

Mujer embarazada, profesional de la salud, con ilusión por compartir toda mi experiencia como mamá.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *